JKey

Español | English


  Una oportunidad extraordinaria


 


 Los países como China, Japón, India, Corea, Taiwan o Malasia constituyen un colosal mercado para alimentos y bebidas con valor agregado, moda, diseño y turismo. 

 

 Sin embargo, Asia se presenta como una gran incógnita para el productor argentino. Siendo la región más alejada de nuestro país, el sudeste asiático e India son hogar para más del 40% de la población mundial. Esto es, más de 3 mil millones de personas, 80 veces la cantidad de los consumidores que hay en Argentina. 


 Desde la posguerra, progresivamente los países asiáticos han experimentado un crecimiento económico sorprendente. Y con ello, ha llegado la demanda por nuevos, mejores, diferentes productos. Para una creciente parte de su población, el arroz no basta: buscan una diversidad de gustos y sabores nuevos que la Argentina, país para ellos tan distante como exótico, puede ofrecer.


 Existe entre una extraordinaria complementariedad entre las economías de China y Japón referentes centrales y motores de la economía asiática y las economías de Latinoamérica.

 

  Japón tiene una clase media de alto refinamiento, con gran poder adquisitivo pero de alta exigencia.

 

 El modelo del consumidor sofisticado japonés es admirado e imitado en toda Asia.

 

  En China y en India, día a día se incorporan nuevos consumidores de alimentos y bebidas, cada vez más exigentes y con mayor poder adquisitivo.



  Asignatura pendiente

 

 

 Las enormes compras de materias primas latinoamericanas de parte de China han sido un regalo del cielo para la región: el comercio bilateral aumentó desde $10.000 millones en el 2000 a más de $140.000 millones en el 2008, y ayudó a la región a sobrevivir a la crisis económica mundial. 


 Nos estamos conectando con el motor de la economía mundial del siglo XXI con exportaciones del siglo XIX. Eso es positivo a corto plazo, pero a mediano plazo crea una dependencia de unos pocos productos básicos con poco valor agregado, que generan menos empleos que las exportaciones de manufacturas o de servicios.


 Lo que más necesita América latina es diversificar sus exportaciones añadiendo valor a sus materias primas e innovando para tener nuevos productos exportables. Si no, el reciente aumento de las exportaciones será un fenómeno pasajero y la región habrá desperdiciado una de sus mayores oportunidades comerciales de la historia.*

 

_______________________________

* OPPENHEIMER Andrés, “El desafío de cambiar la relación con China”, Claves Americanas, Noticias del Exterior, La Nación, Buenos Aires, 13 de abril de 2010. 

 

SSJ Argentina

Tel: (+54 11) 4342-6814 / 6860 / 7373 / 2993 / 4268.

Móvil: (+54 9 11) 3258-2880.

Email: info@ssjinc.com.ar



Home  |  Quiénes Somos  |  Lean Manufacturing  |  Lean DNA  |  Management Japonés  |  Mejora Proactiva  |  Clientes  |  Contacto

© 2014 Streamline Strategy Japan, Inc.